martes, 23 de marzo de 2010

Ser o no ser...

Ayer recibí una llamada que me hizo flipar en colores fluorescentes, os juro que no entiendo a la gente y mucho menos su comportamiento, que a mi debería darme plin por que no es conmigo... pero me entristece ver tanta maldad suelta, que en la mayoría de las veces creo que es innecesaria, y ni como espectadora me gusta. Que si hay que ser mala se es, pero serlo para nada... pues no lo entiendo... ni me gusta como ya he dicho.

Y claro me rayo dándole vueltas y no puedo evitar preguntarme ¿son ellos o soy yo?... porque empiezo a pensar que la rara soy yo. El caso es que para protegerme supongo que debería ir poco mas a mi bola, y no casarme con nada ni con nadie...por que en cualquier momento el viento puede cambiar y me puede tocar a mi ser objetivo de tanta porquería.. que ya me pasó hace años y lo último que me apetece es volver a eso... aisss que yo ya estoy mayor para esas cosas.

9 comentarios:

  1. NO he pillao ná del post ni de qué te ha pasado, pero sí, mejor ser imparcial la mayoría del tiempo y no tomar partido por nadie.
    Aunque te tachen de diplomática y de no mojarte.

    Un besazo vecinica!
    Elly

    ResponderEliminar
  2. Tú la única llamada que tienes que coger es la mía, que reirte conmigo te ries o no?
    Besos superbruja!

    ResponderEliminar
  3. Protege tu bienestar niña!!
    besitos

    ResponderEliminar
  4. Elly: si es que casi ni yo lo he pillado jajaja... la gente que es muy rara vecina...

    vas a vestir a la peke de huertanica?

    ResponderEliminar
  5. Nefer: tomo nota nefertiti jajaja.

    ResponderEliminar
  6. Bur: jajajajaja tu comentario me ha sonado a anuncio de seguros o algo así... vaya tela!!!

    ResponderEliminar
  7. Alson: Que te voy a contar a ti de vientos que no sepas jajaja..

    bsos.

    ResponderEliminar
  8. vaya,... yo estoy bregando ahora con una mala, mala, que va a destrozar a unos cuantos sólo por el gustazo de encenderse un cigarro, entornar los ojos, echarse para atrás y ver cómo todo el mundo se destroza en la pista del circo que ella solita ha montado. y es que las hay malas, muy malas...

    ResponderEliminar